daniel-ortega-preso

Daniel Ortega fue un “sapo” y “soplón”

Noticias

La noticia seguramente cayó como balde de agua fría entre los fanáticos de Daniel Ortega, quienes ven a su líder a la altura de Alejandro Magno, Napoleón Bonaparte, Solimán El Magnífico y Pipino el Breve. Daniel Ortega tuvo que convertirse en un “sapo” y “soplón” para poder salvar su pellejo cuando fue apresado por la guardia somocista en 1967.

Los medios de propaganda orteguistas han anunciado con bombos y platillos la publicación de videos donde opositores a la dictadura de Ortega, aceptan bajo tortura sus delitos e implican a otras personas en el supuesto golpe de Estado. Sin embargo, la comandante guerrillera Dora María Téllez respondió publicando en su cuenta de Facebook dos páginas de las declaraciones que Ortega diera el 18 de noviembre de 1967 y en las que “vomitó” información importante sobre el Frente Sandinista.

Contrario a conocidos interrogatorios como el que le efectuaron a Edén Pastora a inicios de ese mismo año, quien fue víctima de horrendas torturas sin delatar a nadie, Daniel Ortega no soportó la presión y se mostró muy dócil con sus interrogadores. Tal fue su tibieza que dio las direcciones de las casas de seguridad donde se escondían guerrilleros.

Daniel habló, como en cualquier plática, de la organización del Frente Estudiantil Revolucionario (FER), la realización de las reuniones, su participación en el Congreso de Estudiantes Latinoamericanos y la conformación de los comités de solidaridad internacional con los países que luchaban por su libertad.

ortega-ortega-carlos-fonseca-
Daniel Ortega abrazando a Carlos Fonseca, líder y fundador del FSLN, organización a la que delató cuando cayó preso.

En su declaración y al mejor estilo de los “sapos” de su actual gobierno, Ortega dio información clave para que un año y medio después la guardia ubicara y diera de baja al comandante Julio Buitrago, jefe de la resistencia urbana.

Ortega explicó que en febrero de 1967 ingresó por tierra a Nicaragua procedente de Panamá. Al llegar al país hizo contacto con Rolando Roque, a través de Francisco Moreno, quien lo llevó a la casa donde éste estaba escondido. “Esa casa está situada de las Delicias del Volga tres cuadras a la montaña y media abajo”, delató. En “esa casa vivía la señora Olga Maradiaga”, vomitó seguidamente.

Ortega le sopló a sus interrogadores que el FSLN ya tenía gente en la montaña y que estaba preparando la insurrección urbana. La misma que comandaba Buitrago.

En el actual FSLN, Daniel Ortega tiene estampa de hombre intachable, fundador una dinastía al nivel de Pipino el Breve, primer Rey de los Francos. Sin embargo, las evidencias que van saliendo es que si en su vida Ortega ha hecho alarde de algo es de la traición y las zancadillas. Sus detractores andan en campaña y a estas alturas en las redes sociales lo han elevado de hombre de pocas luces a “Rey de los Sapos”.

daniel1

daniel2

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *