Fuerte temporal no detuvo la represión orteguista

Sin Tapujos

Aunque en sus canales de televisión, radios, portales digitales y redes sociales todo era amor hacia el pueblo de Nicaragua en momentos en que las fuertes lluvias de los últimos días dejaban varios muertos, 13 mil viviendas anegadas o con daños y más de 13 mil personas afectadas, el régimen de Daniel Ortega no dejó de reprimir cualquier manifestación de disidencia.

Desde el día sábado por la tarde en la isla de Ometepe se vivieron momentos tensos debido a que ciudadanos autoconvocados decidieron organizar una caravana de bicicletas, sin embargo, la dictadura respondió con un gran despliegue antimotines llegados de Rivas y agentes locales para tratar de evitar la manifestación pacífica.

La policía detuvo a Luis Díaz, José González, Everth Berríos y Miguel Rosales. Posterior a eso inició un fuerte patrullaje por las calles de la isla, lo que derivó en que el día domingo por la mañana se produjera un fuerte enfrentamiento en Altagracia y Moyogalpa donde incluso varios agentes orteguistas resultaron heridos.

Según reportó la red informativo digital Ometepe Noticias, en el barrio “La Barriada” las fuerzas especiales antimotines lanzaron bombas lacrimógenas contra un grupo de mujeres, mientras otros agentes procedían a secuestrar a más personas. Hasta las 6:00 de la tarde del domingo la policía orteguista no había brindado ninguna información de los sucedido.