alex-vanegas-maratonista

Policía orteguista sigue obsesionada con el maratonista Alex Vanegas, y lo arresta por cuarta vez

Noticias

En Nicaragua caminar arropado con el Azul y Blanco de la patria es un delito. Prueba de ello es que este domingo don Alex Vanegas, el famoso Maratonista Azul y Blanco, que corre por distintos departamentos de Nicaragua en demanda de la libertad de los presos políticos, fue apresado por cuarta ocasión.

Don Alex fue apresado en el municipio de Diriomo por agentes policiales de la familia Ortega Murillo cuando caminaba en el sector del parque central. Don Alex transmitió en Facebook Live su detención y tras un forcejeo la transmisión se vio interrumpida.

En el video se ve a don Edgar saludando a los ciudadanos y describiendo cada lugar que visita en el pequeño poblado. De repente tres policías orteguistas aparecen a bordo de una mototaxi y le dicen que les acompañe, que se tranquilice, y que apague el celular.

Mientras caminaban por la calle rumbo a la estación de policía, le pedían reiteradamente que apagara el celular. Don Alex les preguntó que qué delito estaba cometiendo, pero uno de los agentes le respondió que eso se lo informaría su jefe.

“Así estamos ahora, no podemos caminar en ningún lado”, le reprocha don Alex.

“Así es”, fue la respuesta del policía orteguista.

Mientras caminan, se aparecen militantes del FSLN, y uno de ellos le reclama por andar corriendo, a lo que don Alex le explica que anda anda corriendo sino caminando porque se lesionó la columna. El militante orteguista, en tono burlesco, le dice que le dará una bandera del FSLN para que corra con esta, pero don Alex le responde que él ya anduvo esa bandera cuando luchó contra la dictadura de Anastasio Somoza.

Luego de eso siguen avanzando sobre la calle y un policía le recrimina que se anda lucrando con la bandera de Nicaragua, sin embargo, al maratonista responde que él está en su derecho de andarla por ser nicaragüense.

Una vez dentro de la estación policial un agente le recuerda que debe apagar el celular, pero el rebelde anciano le manifiesta que “no es ningún delito” tenerlo encendido. La respuesta del policía es registrar a don Alex y al momento del forcejeo se interrumpe la transmisión del Facebook Live.