policia-nicaragua

CIDH alerta que en Nicaragua la situación es cada día más grave

Noticias

Durante el 170 Período de Sesiones de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), en Washington, esta organización advirtió que Nicaragua ha entrado a una grave fase de deterioro, en la que el régimen de Daniel Ortega ha impuesto a todas luces un estado policial.

La CIDH asegura que se sigue persiguiendo a los opositores y suprimiendo de manera absoluta las libertades sociales.

Denunció también los ataques a los medios de comunicación, a la iglesia y a los mismos defensores de derechos humanos.

“No hay un día en que la CIDH no recibe una denuncia de Nicaragua sobre violaciones a los derechos humanos”, aseguró Paulo Abrao, secretario ejecutivo de la CIDH.

En la sesión estuvieron presentes distintos organismos nicaragüenses defensores de derechos humanos y la Oficina Regional del Alto Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (OACNUDH)

Vilma Núñez, representante del Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh), pidió más acciones para restaurar la democracia y el estado de derecho y establecer un mecanismo para que el gobierno cumpla con las recomendaciones de la CIDH.

Exigió también sesiones permanente a la OEA para que se presente informaciones actualizadas sobre la crisis.

Por su parte, la CIDH reiteró que continuará haciendo su trabajo e insistió en que no va a cesar de acompañar al pueblo de Nicaragua en esta grave situación que está viviendo.

Durante la sesión se advirtió que aunque han disminuido las manifestaciones en las calles, esto se debe al incremento de la represión por parte del régimen de Daniel Ortega.

El relator especial para la libertad de expresión aseguró que en Nicaragua se ha instalado un “estado de terror”.

En la sesión también se condenó que hasta la fecha no haya procesados ni policías ni paramilitares por todos los crímenes cometidos, y que al contrario sí se ha procesado a los opositores como culpables de la situación política.

Foto: Referencial

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *