eopoldo-brenes-cardenal

Brenes dice que quiere pensar que la policía está cuidando y que no hay que temerle

Sin Tapujos

Muchos consideran que en Nicaragua los aires no están para medias tintas ni apoyar a la dictadura en una cosa y en otra no. Uno de los líderes que se ha visto envuelto en algunas ocasiones en serios cuestionamientos es el Cardenal Leopoldo Brenes.

Nadie puede negar su estupenda labor durante la crisis, la cual evitó más muertos. Su épico viaje a Monimbó el 21 de junio junto a Monseñor Silvio Báez dio una idea de su determinación en acabar con la macabra orgía de sangre de la dictadura Ortega Murillo.

Sin embargo, este primero de enero el Cardenal hizo un comentario “benevolente” sobre la Policía Orteguista, que en las redes sociales ha sido calificado de desafortunado por estar fuera de lugar si se toma en cuenta la verdadera naturaleza de ese cuerpo armado al servicio del régimen.

Al finalizar la misa campal en la Catedral de Managua un grupo de periodistas le preguntaron sobre el asedio policial en todo el perímetro en el que se realizó la actividad religiosa. “Yo pienso que ellos estaban haciendo su custodia a lo mejor. Yo no quiero pensar mal, no me gusta pensar mal de las cosas”, afirmó.

Cuestionado sobre el temor que siente la población hacia la policía, su respuesta levantó más ampollas que curarlas: “Lo bueno es que nos vayamos quitando esos temores. Creo que si están ahí y nosotros no les gritamos y no les hacemos nada…”, manifestó el líder religioso dejando inconclusa la frase.

Las palabras del Cardenal también chocan con la decisión que él mismo tomó la noche del 31 de diciembre de cancelar la tradicional procesión con Jesús Sacramentado por un asunto de seguridad.

El pasado 23 de diciembre el Cardenal también fue cuestionado por su respuesta cuando le preguntaron su opinión sobre el encarcelamiento dos días antes de los periodistas Miguel Mora y Lucía Pineda. Sin condenar el hecho, el Cardenal más bien llamó a los periodistas a ser prudentes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *